Ir arriba

BLOG

Freebooting y Facebook ¿piratería “permitida”?

Freebooting_LLL_Rec

¿Está permitiendo Facebook a través de sus vídeos nativos el plagio digital? ¿Cómo afecta esto a Youtube y a sus usuarios?

E igual te preguntas… ¿y qué es el Freebooting? ¿Cómo ha surgido? ¿A quién afecta? ¡Acompáñame, te lo cuento!

Qué es el Freebooting

Para responder a estar preguntas, me centraré en cómo afecta este fenómeno a Facebook y Youtube.

A continuación, te propongo que visualices el contenido de este vídeo, y puedas entender de forma visual, tal y como lo representa la empresa Smarter Every Day, víctima de este fenómeno cada vez más común en internet (activa subtítulos en español):

 
Como ves, esta empresa puntera creadora de vídeos sufre constantemente Freebooting, teniendo un número de visualizaciones superiores a los 17 millones de reproducciones pero NO desde cuenta oficial de Youtube, sino de personas que se lo ha descargado y lo han subido como nativos a su cuenta de Facebook, tanto con fines comerciales como personales.

Licencia, copyright y derechos de autor

La actividad del Freebooting -como has podido observar-, es la que ejercen millones de usuarios de Facebook al descargar un vídeo de Youtube, que tienen licencia, copyright y derechos de autor para posteriormente subirlo a la plataforma de Mark Zuckerberg para convertirlo en nativo. En ocasiones, además, el plagiador hasta lo retoca para más personalización (el colmo) y en otras, simplemente, lo inserta directamente en su cuenta de Facebook.

La piratería al servicio del consumidor de internet

 
El Freebooting no solamente la sufre Youtube, sino también plataformas como Vimeo, ya que también existe la posibilidad de incluirlos de forma nativa ya no solo en Facebook sino en webs (y no me refiero a embebidos), y que ni tan siquiera, se tiene el espíritu social de mencionar al autor, porque claro en este caso habría una reclamación de derechos de autor sobre el vídeo subido a la página.

¿Por qué perjudica a los creadores de contenido?

Aunque la respuesta es clara y evidente, quiero enumerar los motivos:

  • Obtener ingresos gracias a la interactuación con el vídeo.
  • Conseguir nuevos suscriptores.
  • Popularidad y reconocimiento de marca.
  • El “amigo de lo ajeno” no tiene capacidad para producir, ni moralidad para comprender.
  • El EdgeRank de Facebook para aumentar las vistas orgánicas. Esto ayuda a subir en los puestos de páginas con mayor alcance

… en definitiva beneficios económicos y sociales en los que no se ha invertido ni un segundo de sus vidas.

No todo es por dinero

Muchas de las consecuencias de extraer el contenido producido, creado y compartido en Youtube por su autor, el Freebooting, van más allá de perder ingresos por su visualización, también se puede ver afectada la reputación profesional, ya que el vídeo puede perder calidad y no ser compartido en la línea que el autor tenía pensado.

¿Se puede evitar el freebooting?

La respuesta es directa y clara, NO. Evidentemente se pueden exponer todas las teorías que se quieran, pero hay una por encima de todas que evidencia la responsabilidad de Facebook entorno a este fenómeno.

Según indica la propia plataforma, más del 50% de las personas que visitan diariamente la red social acaban visualizando al menos un vídeo. Incluso se puede leer que, hay un altísimo porcentaje de internautas que reconocen haber descubierto por primera vídeos populares desde la plataforma.

Algunos youtubers instan a Facebook para que mejore los enlaces directos a su cuenta de Youtube y es que, al incluirlo, el gigante azul lo muestra con menos frecuencia a los amigos que si el vídeo es sube como nativo (en este artículo puedes ver cómo se inserta).

Antes de comentar las repercusiones del Freebooting en el marketing online, comparto otro ejemplo de este acto de piratería, respecto del caso que os proponía al principio:

En este caso es la empresa Kurzgesagt.org, una empresa que se muestra muy afectada porque su mayor fuente de ingresos es su canal de Youtube.

La NO intervención de Facebook

Si observas los ejemplos que ya expuestos y la NO intervención de Facebook al respecto, empresas que intentan crear un volumen de negocio a través de las redes sociales, optarán por plagiar vídeos, hacerlos propios con algún retoque y empezar a crear sus estrategias invirtiendo en Facebook, puesto que, de esta manera, tienen un mayor número de probabilidades de que sean vistos y de esta forma hacer que el tráfico hacia sus productos, sea masivo.

Youtube se convierte entonces en una herramienta ineficaz para realizar campañas de vídeos de los productos, cuando parece evidente que el vídeo -y así lo demuestran las estadísticas- es el futuro de los contenidos en las redes sociales. Twitter ya tiene puesto en marcha todo lo necesario para optar a ser partícipe del Freebooting, dejando que se suban vídeos nativos a su plataforma ¿con algún control?

¿Qué objetivo se persigue con el vídeo viral?

Lo primero que hay que tener claro, como en cualquier estrategia, es el objetivo que quieres conseguir con la distribución de los vídeos y su viralización y por supuesto no incluir la práctica del Freebooting.

¿Quieres ser una marca mediocre o excelente?

Cómo atenuar los daños del Freebooting

Imagina que has creado un supervídeo ¡te ha quedado genial, con las horas que le has echado!… ¿verdad?, así que, decides que ya es el momento de publicarlo en tu canal de Youtube y respectivas redes sociales. Imagina también, que al día siguiente, ves que en Facebook alguien (una página de empresa de tu sector, por ejemplo) lo ha subido como suyo… vaaaaale, ya, ya, te comprendo, respira… Una vez que ya se te ha pasado el cabreo, decides ponerte en marcha y denunciarlo por los procedimientos habituales.

¿Qué puedes hacer para atenuar los daños?

Puedes incrustar en el vídeo las marcas de los patrocinadores (estos son los que verdaderamente harán que se obtengan ingresos en Youtube) para que, al menos, allí donde aparezca el vídeo, aparezcan los que sufragan la cuenta.

¿Y si lo miramos desde otro punto de vista? Imagina también que en las cuentas de los freebooters llegan a más gente que en la tuya … entonces ¿es bueno que propaguen mi vídeo? Y bueno estoy hablando si se comparte el vídeo sin retoques… (gracias a Dios lo más habitual). Podríamos pensar que dentro de lo malo, es menos malo. (Aunque esta perspectiva la propongo por verle algo positivo)

Protege los vídeos con licencias

Si eres creador de contenido de calidad, recuerda proteger los vídeos que difundes en la red bajo la licencia que más se adapte a tus necesidades. Además, recuerda FIRMARLOS, y que estén subidos de forma nativa a tu web o blog, antes de compartirlo en las redes sociales.  RECUERDA que el FREEBOOTING nunca puede servir para hacer BRANDING o para cualquier estrategia de marketing.

Conclusión

Facebook es el compañero perfecto de viaje para las cruzadas de marketing en las redes sociales, pero no es el único, NO realices Freebooting, crea y comparte contenido de calidad y transforma a tus fans en clientes potenciales con Facebook Ads. ¡Nosotros te podemos ayudar! Puedes contactar en cualquiera de nuestras redes, respondiendo este post, en el formulario de contacto, o por el chat de nuestra web ¡te esperamos! ☺☺☺

Imagen principal del post Designed by Freepik

Mamá. Blogger. Marketing Digital. Community Manager. Comunicación

Sobre Laura López Lillo

Mamá. Blogger. Marketing Digital. Community Manager. Comunicación

Deja un comentario

SmileBox